Di & Tha City



Bueno, debía este post desde el 31 de Octubre (Día del segundo cumpleños de una de mis mejores amigas - La Witchy)
Se supone que es un post, al estilo SEX & THE CITY, de alguna manera... es mi primera vez incursionando en éste estilo de escritura, y quizá se me haga difícil, pero aquí están las tripeasones que la Di and Me tenemos de vez en cuando.

Episodio 1
Di and Tha City.
"Whoop Whoop
When you run come around,
Cu(z) I kno ur the talk of the town yea"

(Turn your Parlantes on, and play... mientras lees!)



No es fácil entender que las cosas son tan sencillas o complicadas, según nosotros las vamos formando. El poder que tenemos en nuestras manos puede convertir un error en una forma de sorprendernos, o de simplemente hacer que nuestras alegrías alejen a la persona que más queremos.

A eso, los humanos llamamos "aprovecharse de las situaciones", y aunque no es el momento de enfocarse en ello, es parte de nuestras vidas.

Di, sabe que las cosas las cambiamos nosotros, porque queremos, o porque erramos, pero de todas maneras somos parte de los cambios.
Se adelanta siempre a saber lo que puede ocurrir, tirando las cartas, consultando las runas, prediciendo el futuro. Mientras yo, me conformo con el horóscopo, leyendo la taza de té o café, y viendo las formaciones de estrellas, o nubes. No es que seamos supersticiosos, somos precavidos.
Esa es una cosa en la que estamos de acuerdo.
Para poder lograr los cambios a nuestro favor, a Di, no le faltan los amuletos, ni las joyas, ni los perfumes, es una cuestión de saber qué combinar (más la cartera...).
En mi caso, no importa, todo está en la mente!

El problema entonces, es que... qué es el problema?
El problema no está en que aprovechemos las situaciones para tratar de cambiarlas a nuestro favor, tampoco es que estemos esperando las desgracias ajenas para jactarnos de nosotros mismos, el problema, es que a veces, estas situaciones se descontrolan, y es entonces donde nos damos cuenta de lo que la vida es, un vaivén de situaciones.

A Di, le pasa un sin fin de cosas, a mi no. Di, sabe dónde está parada, y por más que le lluevan, saca la sombrilla, se mueve a la esquina, sonríe a quien pasa, y empieza a caminar, siempre para adelante. (Exceptuando aquella vez en el parqueo de la E, que por ver demasiado adelante, no vió para abajo, y ya sabemos lo que le pasó).

Es más adelantada que los demás, la primera con un laptop, la primera con un palm, la primera con un cel de tercera generación, la primera en probar aquél drink, la primera en pararse a bailar, la primera en contestarle al profe, la primera en llegar, (aunque a veces llega tarde a clases).

Pero es mejor llegar tarde a la clase, que llegar tarde a la vida. Ese es su principal temor.
Afuera hay una vida llena de cosas apasionantes por descubrir, y no llegar a conocerlos, es lo que de verdad le aterra. Di, no te preocupés por no llegar a todos, pues si "Mahoma no va a la montaña, La montaña llega a Mahoma! (y entonces hay que salir corriendo porque es un gran terremoto con derrumbe)".

Pensar en fiestas, baile, juerga, risas, amigos, diversión, es como la piedra de toque para tu vida.
Omitiré el tema de amores, no por falta de ellos, sino por la esperanza de encontrarles...

En fin. Di, es la compañera perfecta, la mejor amiga, y UNA GRAN COSA!...
(soj una gran cosa nena!!!, estoy re- seguro de esho)

Ahora, es el momento de empezar a aprovechar las cosas que nos deja la vida, y moverlas a nuestro favor, para ver dónde nos llevan.
Si no caminás mucho (con aquellos zapatos 9 West), podés avanzar con paso lento pero seguro.
Si caminás a la ligera (con los zapatitos que compraste la última vez, tu 13,458º par) es importante que sepás, que con $300 en la cartera, 2 tarjetas de crédito, un buen lipstick, y aquel CD para "parisiar" la vida va a empezar a dar más vueltas, y en 2 años,
yo estaré escribiendo el segundo capítulo de este post, desde algún lugar del otro lado del charco, mientras vos caminás por Praga, Roma, París, Estocolmo, Soho, New York, Los Ángeles, Miami, San Francisco, New Delhi, Sudáfrica, Shanghai, o San Salvador, con tus porte y elegancia, que desde lejos se puede admirar... (y vaya que conozco casi medio ciento que te admiran!)...


Di, When you run come around, I know ur the talk of the town, yea!... Let's Start the party!!!...
(Turn your radio on, and lets tha flow move you on!)
Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Carta de agradecimiento a la memoria de un amigo

Salarrué - La primeritita comunión Menchedita Copalchines

Cualidades de un Publicista